PLANETA LESBOS











{octubre 29, 2008}   BUT I´M A CHEERLEADER

BUT I´M A CHEERLEADER

PELÍCULA:                    PASTELERÍA:

ÓSCULOS:            

CHACHA: Sí, no hay nada como una primera vez… y más si no te descubren en pleno acto…

 

Accede a la crítica de Débora Dora <<<

Por Camila

(comentarios de Débora Dora)

Todo el mundo piensa que Megan Williams (Natasha Lyonne) es lesbiana, menos ella.
Megan es porrista, es novia de un integrante del equipo de football de su escuela
(¡qué besa horrible!), y cree que es una chica “normal”. Pero su familia y amigos no piensan lo mismo, y realizan una intervención para “curarla” (casi tan divertida como la intervención de las chicas de The L Word para que las Tibette dejasen de hablar de pañales). Para esto sus padres la envían a una especie de centro de rehabilitación para homosexuales. De acá en mas la película es simplemente hilarante (¡es genial!).

La terapia de recuperación de este centro consiste en buscar dónde se originó este “trastorno” (léase, a quién echarle la culpa jajajaja) y en inculcarle a estos jóvenes la realización de labores que tradicionalmente se asignan a cada uno de los sexos: las mujeres cambian bebes, limpian, aspiran, y los hombres cortan leña y juegan football. No les cuento lo divertido que es ver un grupo de gays gritando como locas al hacer un touchdown (y desperdigando plumas por doquier), siendo atacados por un hacha o babeándose con el hijo de la dueña del lugar (Cathy Moriarty), que hace a la vez de jardinero (y que demás está decir que se come la masita).
En el centro, Megan conoce a Graham (Clea DuVall), una chica rebelde de familia adinerada, que no tiene el menor interés en curarse nada. Lentamente las chicas comienzan a llevarse bien y, obviamente, terminan enamoradas.
Una de las mejores cosas de la película es la pareja de ex-ex-gays activistas, que alguna vez fueron al centro de rehabilitación y lo odian. Con su ayuda, los chicos se las ingenian para salir de joda a un boliche
(obviamente del gremio).
La otra perla es RuPaul (sin vestido) que es quien entrena a los muchachos. Supuestamente es un ex-gay, pero se babea con el jardinero.
La película, que a mí me encanta (y es una de mis preferidas), trata el tema de la aceptación de una manera muy divertida y liviana. Las actuaciones son buenas. Si bien por ahí hay un poco de sobreactuación, va totalmente acorde con el estilo general de la película donde todo es exagerado.
Ah, otra cosa que es genial es la banda sonora. La elección de la música dio en el clavo, los temas son excelentes y ambientan el clima naif de la película.

Cuestiones tortescas

Muchos besos (mmm, y de los ricos), un poco de auto toqueteo… (qué raro Natasha Lyonne, le debe encantar tocarse en cámara, ya lo hizo a la perfección en Slums of Beverly Hills con el vibrador blanco, y sí que su cara era alucinante).
La homosexualidad está presente toda la película. Hay una escena muy tierna entre Clea DuVall y Natasha Lyonne, muy tierna y muy cuidada, además. ¡Qué lindo que es ver a Clea besando a otra mujer!

NOMBRE ORIGINAL: “But I’m a cheerleader”
NOMBRES ALTERNATIVOS: “Porrista de profesión”
ORÍGEN: Estados Unidos
AÑO: 1999
DURACIÓN: 85 minutos
GÉNERO: Comedia
DIRECCIÓN: Jaime Babbit
GUION: Jaime Babbit y Brian Wayne
PROTAGONISTAS: Natasha Lyonne, Clea DuVall, Cathy Moriarty, RuPaul Charles, Melanie Lynskey, Wesley Mann, Richard Moll, Dante Basco, Eddie Cibrian, Mink Stole
TRAILER:
http://www.youtube.com/watch?v=X_yjuTaRGx4
PÁGINA OFICIAL:

 

 

 



[…] hacen a la buena esposa mexicana (Siempre es bueno burlarse de estas costumbres… Recordemos a But I’m a cheerleader). Protagonizada por caras conocidas de la televisión azteca y dirigida por Fernando Sariñana, el […]



[…] relaciones con Hillary Swank en Boys Don’t Cry, y Natasha Lyonne es la protagonista de But I’m a cheerleader, donde se besuquea con Clea Duvall (quién pudiera…). La tercera parte está dirigida por […]



[…] los romances en el medio, la segunda película de Jamie Babbit quien ya nos había regalado la gran But I´m a Cheerleader (película que no me canso de ver…), se mete con un asunto delicado: el feminismo. Y nos cuenta […]



[…] me decía “no veas esta cinta”, pero la imagen de Clea DuVall (But I´m a Cheerleader) es más fuerte que mis instintos. ¡Maldita […]



[…] el libro debe aconsejar una buena terápia, pero nada de psicoanalistas o retiros al mejor estilo But I´m a Cheerleader. No, electroshock directamente, a no perder tiempo. A ver si Margarita quiere poner su propia […]



[…] Claro… dejé lo mejor para el final… las porristas Brittany y Santana ¡tienen sexo! Pero al parecer eso para la morocha no es “estar saliendo”, así que probablemente jamás veamos demasiada demostración entre estas dos… pero bueno, para las que afilaron el radar cuando las porristas estaban juntas… ahora la pareja es canon… Santana, no tenes excusas, ya no vale decir… “But I´m a Cheerleader!” […]



[…] ustedes la recuerdan en la magnífica (y mejor película lésbica de la historia de la humanidad) But I’m a Cheerleader, o en Carnival, Ghosts of Mars, Saving Grace y recientemente en American Horror History. Pero a […]



[…] rusa de mediana edad que hace, de cierto modo, de madre de varias de las reclusas. Ayudó a Nicole (Natasha Lyonne) a superar su adicción a la heroína cuando ésta entra a prisión e intenta mantener las drogas […]



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

et cetera
A %d blogueros les gusta esto: